Jesus es nuestro Guia Tema 04

JESUS ES NUESTRO GUIA

 

Jesús es el Buen Pastor, que guía el rebaño. El sabe de donde venimos y para donde vamos. El conoce el camino y, como buen conductor, orienta a su grey, que es la Iglesia, hacia la meta definitiva, la patria celestial.

El llega hasta el redil, empuja y abre la puerta porque no es un salteador que escala los muros o fuerza las ventanas. El es el pastor – portero que no necesita de llaves ni candados. El mismo es la puerta del redil. El entra y sale cuando quiere. No es un extraño. Por eso las ovejas no huyen de El. Jn 10, 2-3.

 

I- JESUS ES NUESTRO GUIA

 

Jesús se compara con los pastores. A estos les correspondía conducir sus rebaños a través de las tierras áridas y desérticas de Judea hasta que encontrasen valles de hierba verde.

En el yermo, el sol de mediodía es abrasador; los pastores debían conocer los caminos que les permitiesen llegar a las aguas claras para abrevar la sed de sus ganados. Estos no podían darse el lujo de extraviarse en los calientes arenales.

 

Como esos pastores de Oriente, Jesús conoce los caminos de la vida. El mismo es el camino que conduce hasta el Padre.

El no se contenta con indicar la ruta, sino que encabeza la marcha. El va delante de su rebaño, sin dejarse rebasar por las ovejas; estas solo tienen que seguir tras sus pisadas, sin aventurarse en senderos peligrosos. Como dice el profeta Isaías: “... Por aquí es el camino vayan por aquí”

 

El es el pastor que llama a las ovejas, y estas lo escuchan y lo siguen. Es “Dios ira abriéndoles camino, y ellos lo seguirían y saldrán por la puerta de la ciudad. Su Rey, el Señor marchara al frente de todos” Miq 2, 13.

Las ovejas de Cristo se sienten atadas a su guía como por correas de amor. El las orienta. El les marca siempre el norte que es Dios. Su cayado encamina a las descarriadas, atrae a las desviadas y aguijonea a la tropa cuando aminora la marcha.

Eso lo hace, como dice el salmo 23, 3 (22)”Me da nuevas fuerzas y me lleva por caminos rectos haciendo honor a su nombre”.

 

II. EL COMPROMISO DE JESUS

 

Para cumplir su oficio, Jesús recorrió “el valle tenebrosos” y “el camino estrecho” que lo llevo hasta la cruz y hasta la muerte, pues “Convenía que Aquel, por quien es todo y para quien es todo, llevara muchos hijos a la gloria, perfeccionando mediante el sufrimiento al que iba a guiarlos a la salvación” Heb 2, 10.

 

Ese lenguaje bíblico nos presenta a Jesús como el pastor, el líder, el jefe, la cabeza del rebaño. Las palabras pueden variar, pero el sentido no cambia. Todas esas expresiones quieren decir que Jesús es quien manda, que El tiene la autoridad, que es el Rey y el Señor, que no se contenta con meras sugerencias o consejos, que no es un asesor, sino un timonel, el superior, el principal.

El habla y las ovejas le oyen, El camina y el rebaño lo sigue, El dispone y la manada acata sus indicaciones. Pero su señorío no es dominio, sino servicio. La orientación que da no es fruto de un capricho, sino expresión de su compromiso como el Padre que lo envió y con los hombres a quienes quiso salvar.

 

El no es un ciego que guía a otro ciego (Lc 6, 39). El es Dios, que nos guía para siempre (Sal 48, 15). El es el que nos conduce por el camino eterno. (Sal 139, 4).

“Dime Tu, amor de mi vida, dónde descansan tus rebaños, donde los llevas a descansar al mediodía, para que yo no ande perdida por los rebaños de tus compañeros. Si no lo sabes tu, sigue las pisadas del rebaño y apacienta tus cabritos junto a las chozas de los pastores”, son comentarios a las palabras del Cantar de los Cantares. (Cant 1, 7-8)

A ese Pastor que siempre nos guía le podemos decir con el poeta mejicano Amado Nervo:

 

Pastor, te bendigo por lo que mas das.

Si nada me das, tambien te bendigo.

Ti se sigo riendo si entre rosas vas.

Si vas entre cardos y zarzas, te sigo.

¡Contigo en lo menos, contigo en lo mas

y siempre contigo!

 

CONCLUSION

 

  1. Jesús nos guía por sendas seguras como un pastor que conduce su rebaño.
  2. El es el único Pastor. Los que no actúan en su nombre son ladrones y salteadores
  3. Jesús es la Puertas y es el Camino: por El y solo por El llegaremos hasta el Padre.
  4. El liderazgo de Jesús no es dominación, sino servicio; no es capricho, sino compromiso.
  5. Oír y seguir a Jesús es la vocación de los cristianos.

 

¿Cómo pastorear hoy en La Comunidad?

 

  • Orientar a todos y a cada uno hacia la perfección espiritual. Heb 13, 17-19; Fil 1, 3-11.
  • Impulsar y timonear a la Comunidad. Ex 18, 13-26.
  • Formar en el discipulado.  1 Tim 1, 18-20; Ti 3, 8-11.
  • Enviar a la misión. He capítulos 6, 9, 10 y 11; Mt 28, 19-20.
  • El pastor procurara  que sus ovejas frecuenten el sacramento de la penitencia, en actitud de arrepentimiento y conversión.

 

P. Diego Jaramillo

¿Cómo Pastorear?

Viernes, 01 de Mayo de 2009 01:56. FECEVAyMAJUBER #. ¿Como Pastorear?

Comentarios > Ir a formulario


¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

gravatar.comjjdjksxjksxkkaakzkx

Kdjdxjxjdjsjxjx

Fecha: 25/01/2012 14:51.


Añadir un comentario



No será mostrado.